Patricio Fontanet quedó libre

Nacionales 02 de mayo de 2018 Por
Le concedieron la libertad condicional
765898_20180330200424

El ex líder de Callejeros Patricio Fontanet quedó en libertad esta tarde por orden del juez José Pérez Arias, quien aceptó un recurso presentado por la defensa del cantante para que continúe cumpliendo su condena de 7 años de prisión por la Masacre de Cromañón bajo el régimen de libertad condicional. Fontanet era el único integrante de la banda —a excepción del baterista Eduardo Vázquez—  que continuaba en prisión. Al igual que él, los otros cuatro integrantes de la banda y el manager también fueron beneficiados con la libertad condicional. 

El cantante cumplía condena desde abril de 2016 —tras haber pasado otro periodo en prisión entre 2012 y 2014— dentro del  Programa Interministerial de Salud Mental Argentina (Prisma) del penal de Ezeiza. Los argumentos que validó el Tribunal de Ejecución Penal para otorgarle la libertad condicional fue el cumplimiento de los dos tercios de la pena, el buen comportamiento y la realización de trabajos y cursos.  

Fontanet junto al resto de los integrantes de la banda fueron condenados en 2011, por la Sala III de la Cámara de Casación en un fallo de revisión de la sentencia absolutoria del Tribunal Oral Criminal 24 de agosto de 2009, en el que se había condenado al dueño del boliche Cromañon Omar Chabán, al ex subcomisario Carlos Díaz, a Raúl Villareal (colaborador de Chabán), al manager de la banda Diego Argarañaz, y a dos ex funcionarios de control del gobierno porteño.   

Casación volvió a revisar la sentencia en 2012 y entre diciembre de aquel año y agosto de 2014, Fontanet y los integrantes de la banda cumplieron parte de la condena en prisión. Entre 2014 y abril de 2016 volvieron a recuperar la libertad —a excepción del baterista Eduardo Vázquez, condenado a cadena perpetua por el femicidio de su esposa Wanda Taddei— por una medida suspensiva de la Corte Suprema, que finalmente confirmó las condenas, que los devolvieron a prisión.  

El cantante fue quien recibió la pena más alta tras la revisión del fallo en la Cámara de Casación. A los siete años de Fontanet, le siguió la condena de 6 años para Vázquez y de 5 años para Christian Torrejón (bajista), Maximiliano Djerfy (guitarrista), Juan Carbone (saxo) y Elio Delgado (guitarrista). En tanto, el escenógrafo de la banda, Daniel Cardell, fue condenado a 3 años, pena excarcelable. 

La tragedia ocurrió la noche del 30 de diciembre de 2004, cuando comenzaba el recital del grupo de rock Callejeros en el boliche Cromañón, ubicado en Bartolomé Mitre, entre Ecuador y Jean Jaurés, a una cuadra de la plaza de Once. Mientras se entonaban los acordes del primer tema, decenas de jóvenes encendieron bengalas y pirotecnia denominada “tres tiros” que provocaron un incendio en la media sombra que recubría el techo del local, lo que generó un humo tóxico que terminó con la vida de 193 personas. 

En la sentencia de 2009, el TOC 24 había condenado solamente al manager Diego Argarañaz por el incendio "doloso" de Cromañón, pero en 2011, la Cámara de Casación consideró que los músicos "conocían la posibilidad de que se produjera un foco ígneo", se consideró que todos se manejaron con "negligencia" e "imprudencia" y se revirtió la situación de inocencia para los músicos. 

Te puede interesar